Hola queridos míos ¿cómo han pasado? Yo he tenido unos días muy buenos. Ayer quería contarles algunas cosas que pasaron el día domingo y ¡aquí voy!

Fran vino a casa y estuvo revisando la lavadora (sí, Fran tiene una vaga idea sobre cómo arreglar una lavadora), mientras tanto yo me estuve limpiando las repisas y cajas donde guardo mis libros, sketchbooks, hojas, lápices de colores y pinturas.

Encontré unas carpetas del 2007 y 2008 que guardaban bastantes hojas de diferentes colores, tipos de papel, y formatos; había desde papel bond, hasta cartulina plegable. Y, como es poco probable que use todo ese papel suelto decidí fabricar un nuevo sketchbook con la mezcla de papeles.
También me topé con cajas que tenían un arete con forma de manzana que usaba cuando tenía 8 años (aproximadamente), crayolas, acuarelas y stickers que no recordaba que tenía. Con las crayolas y algunos lápices de colores que no uso armé otra cajita que le dí a mi sobrino para que el pinte.

Más tarde, después de botar algunas cosas, y poner en orden algunos dibujos viejos, quise ver alguna serie nueva en Netflix y encontré Santa Clarita Diet. Les confieso que vi el primer capítulo y no me gustó. ¿Ustedes la han visto? ¿Les gusta? Si es así cuéntenme por qué, para saber si le doy otra oportunidad.

Con esto me despido, espero que tengan una linda noche.